Blog de viajes: Escapadas de fin de semana por España

Disfruta haciendo una escapada barata a Cuenca

Queremos proponerte una escapada barata a Cuenca, situada en la zona centro de la península, en la Comunidad Autónoma de Castilla La Mancha. Esta ciudad castellano manchega se asienta entre las hoces de los ríos Júcar y Huécar y está declarada ciudad Patrimonio de la Humanidad por su riqueza monumental. Pasear por las calles empedradas de su casco histórico es un placer, y es que este transcurre al borde de paredes rocosas, en plena serranía de Cuenca. Cuenca es una localidad perfecta para hacer una escapada barata de fin de semana en la que disfrutarás con su arquitectura, sus monumentos y su entorno natural.

Vistas de Cuenca

Vistas de Cuenca

En cuanto a que ver de esta bonita ciudad castellana, empezaremos hablando de las archiconocidas Casas Colgadas, que están sobre la hoz del Huécar y son el símbolo de la ciudad. Estas casas están hechas con mampostería, con sillares en las esquinas y asentadas en ménsulas. Son tan curiosas porque se asoman al río desde sus balcones de madera voladizos sobre el acantilado y parece que en cualquier momento vayan a precipitarse al vacío. Puedes visitar tres de estas casas en tu escapada barata a Cuenca, la casa de la Sirena que aloja un mesón donde degustar los platos típicos y las Casas del Rey que contienen un museo de arte abstracto.

Casas Colgadas en tu escapada barata a Cuenca

Casas Colgadas de Cuenca

Otra de las visitas obligadas en Cuenca es a la Catedral de Santa María y San Julián, el primer edificio que se construyó en Cuenca tras la reconquista, en el que se mostró todo el esplendor del poder de la iglesia por aquella época. Es de estilo gótico normando, con algunos detalles románicos y también tiene aportaciones posteriores del arte plateresco, cisterciense o barroco. Además, la fachada de esta catedral acabó derrumbándose por lo que la actual es del siglo XX. También es muy interesante ver la Torre de Mangana, del siglo XVI, construida sobre las ruinas del antiguo alcázar. Aunque es posible que su función inicial fuera la de una torre de defensa y vigilancia, con el paso del tiempo se convirtió en campanil y reloj de referencia para la ciudad.

Catedral de Santa María y San Julián en Cuenca

Catedral de Santa María y San Julián en Cuenca

Tampoco puedes perderte en tu escapada barata a Cuenca la Plaza Mayor de Cuenca que está considerada una de las más bonitas y monumentales de la ciudad, y que es, además, el centro neurálgico de la parte alta. Esta plaza es un lugar perfecto para hacer un descanso y tomar algo en alguno de los bares y terrazas que allí encontrarás. En la Plaza Mayor encontrarás el Ayuntamiento que un edificio de estilo barroco del tiempo de Carlos III, el Convento de las Petras y la Catedral de Nuestra Señora de Gracia del siglo XII. Por último te aconsejamos que veas el Puente San Pablo, levantado sobre la hoz del Río Huécar, entre los años 1533 y 1589 se construyó un puente de piedra que se acabó precipitando al río. El actual es una obra del año 1902 y se construyó con hierro y madera, desde este puente tienes las vistas más típicas de Cuenca, las vistas de las Casas Colgadas.

Más información turística de Cuenca pulsando aquí.

Comparte si te ha gustado.... Gracias!!Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. Hugo dice:

    Pase parte de los veranos de mi infancia y juventud en Cuenca, donde aprendí a valorar sus callejones (de la parte antigua) y el esfuerzo físico que supone pasar de una Hoz a la otra.
    Me encanta la fotografía de la Catedral. Y solo añadiría a la escapada de describes una comida, aún más arriba de la catedral, en la zona del castillo, donde las vistas hacia la Hoz del Huecar y terminar en uno de los cafés, bares, etc. que tienen mirador a la hoz del Jucar. Y probar el resoli, bebida típica jajaja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *